Paseando por la beta de The Division

The Division es una de las apuestas más importantes de Ubisoft para 2016, con la cual Ubisoft Massive desea cumplir los objetivos de siempre de la compañía: brindar el juego más ambicioso y divertido posible. No siempre cumplen, lo cual preocupa a quienes conocen otras promesas realizadas como en Watch Dogs y algunas entregas de Assassin’s Creed. Pero este es un monstruo diferente, que toma un par de géneros y los fusiona de manera correcta, al menos durante lo visto en la beta abierta que estuvo disponible a mediados de febrero para Xbox One, PlayStation 4 y PC.

Esta última versión fue la que tomé para darme un paseo por una nueva cara de New York, la ciudad a la que le ocurren casi todos los males en cualquier producción post-apocalíptica. En la historia de The Division un virus ha contaminado a buena parte de la ciudad durante la temporada comercial del Black Friday gracias a su transmisión a través del dinero; una curiosa crítica a la sociedad consumista, pero también una manera un poco más original que la usada con el explotado fenomeno zombie.

Nosotros, como miembros de un equipo especial creado para este tipo de emergencias, debemos recuperar la ciudad bloque por bloque, investigando lo más que se pueda sobre el virus y eliminando cualquier amenaza a los ciudadanos inocentes, porque muchos grupos han aprovechado para crear sus facciones y pequeños imperios alimentados por el caos y el desorden.

La beta abierta nos presenta tres formas básicas de jugar. La primera son las misiones centrales para jugar en solitario o en cooperativo, dos de ellas disponibles en la fase de prueba cuyos objetivos son rescatar a personal clave para establecer nuestro cuartel principal y activar fuentes de energía necesarias para el mismo, de las cuales destaco su intensidad y relato inteligente pero desaprovechando a nuestro silencioso personaje. La segunda son misiones secundarias con las que ganamos una especie de monedas o puntos de suministro para comprar mejoras de la base y así tener acceso a mayores opciones en nuestro arsenal. La tercera es la Zona Oscura (Dark Zone) que representa los lugares donde libraremos combates PvP (Player versus Player), algo de lo que hablaré más adelante.

Como dijimos al inicio, The Division combina varios géneros de una manera inteligente. El combate se desarrolla desde una perspectiva en tercera persona con manejo de coberturas similar a un Gears of War pero más exigente en timing y habilidad. El mapa maneja un componente de mundo abierto donde encontramos actividades nuevas y objetos de importancia al explorar cada rincón (incluso puedes ayudar a los ciudadanos entregando agua o comida y obtener algo a cambio). Ganas puntos de experiencia dependiendo de tus acciones en el campo que te permiten equipar objetos de mayor nivel, que vas encontrando en los cuerpos de los enemigos o como recompensas al acabar ciertas misiones, de una manera similar a un RPG.

Si bien la interfaz básica es sencilla de entender y el mapa simula de manera genial un holograma, los menús para asignar mejoras y equipos no son precisamente intuitivos ni fáciles de entender. Podemos ensamblar mejoras al armamento y equipar prendas que aumentan nuestras estadísticas de combate, pero tendrás que dedicar un buen tiempo para entender la forma correcta de hacerlo y así evitar reasignar las modificaciones de un arma sin que te des cuenta o cambiar tus ropas por otras que no son tan buenas al final. Si adquieres la versión final te advierto: llénate de paciencia, lee bien cada opción y así aprenderás a usar gradualmente todo lo que ofrece.

the-division-tom-clancy-ubisoft-massive-opiniones-impresiones-beta-abierta-2

Es más sencillo asignar nuevas habilidades. Tenemos tres tipos, los cuales nos dan ventajas diversas en el combate y tienen un uso ágil mediante teclas rápidas o la pulsación de un botón del gamepad; pero hay que tener en cuenta que requieren un “cooldown” o tiempo de recarga. Resulta muy útil lanzar un Pulso para ubicar enemigos ocultos, o ubicar una torreta para defender posiciones. Además podemos mejorar estas habilidades gracias a las mejoras de la base en sus áreas centrales: Médica, Tecnológica y de Seguridad. En el juego final se ofrecerán opciones adicionales, incluyendo un sistema de talentos.

Cerremos hablando del PvP ofrecido en la Zona Oscura, el cual conocemos luego de terminar las dos misiones centrales de la beta. Este se desarrolla en una “tierra de nadie” hacia el Este del mapa, ofreciendo una confusa mezcla. En teoría, podemos entrar haciendo parte de una facción y la idea es que los Agentes de The Division deben eliminar a los rebeldes del lugar. En la práctica no es fácil distinguir la forma en que se elige una facción, ni el momento en que se entra en combate (no al menos como uno o varios modos de juego totalmente definidos).

Lo que sí entendí es lo siguiente: la Zona Oscura entrega objetos tanto para usar únicamente en el PvP como para equipar en nuestras misiones centrales, con la obligación de extraerlo por aire solicitando un helicóptero que lo llevará a un proceso de descontaminación, después del cual es depositado en nuestra caja fuerte. Esto crea tremendas oportunidades para el bando contrario, que puede atacar, hacer puntos y robar algunos de nuestros elementos del inventario. En el lugar también debemos eliminar oposición planteada por la IA y cumplir con objetivos o retos diarios, lo que incrementa las posibilidades de encontrar valioso Loot.

Como nota adicional debo señalar que la versión PC ofrece un montón de opciones para personalizar el apartado técnico y gráfico, permitiendo jugar con una amplia gama de ajustes hasta que encontremos la mejor relación entre calidad y rendimiento. Si bien es cierto que el sistema ofrece la popular opción de autoconfiguración, puedes experimentar con todos los valores para quedar satisfecho. Sólo en una ocasión encontré problemas técnicos serios debido a la demora en la carga de texturas durante un combate, pero fue algo que no se repitió. Y espero no lo haga en el producto final.  También en las versiones de consolas veremos elementos similares, con menor cantidad de variables pero mucho más completo que en los lanzamientos regulares para PS4 y Xbox One.

The Division tiene mucho potencial gracias a un buen diseño de combate y ramificaciones de crecimiento de personaje. Si Ubisoft Massive logra mantener una narrativa bien elaborada en sus misiones centrales y ofrecer motivos suficientes para explorar la maltrecha New York, estaremos ante un producto que al fin cumpla con las expectativas. Pero tendrán que trabajar mucho en optimizar los menús, mejorar la información de uso de la Zona Oscura y consolidar el servicio de servidores para evitar los problemas de lanzamiento vistos en otras franquicias y compañías.

Puedes revisar algo de gameplay de The Division a través de los archivos de mis retransmisiones en Twitch. (http://www.twitch.tv/alexbot_78)

Anuncios

Un comentario en “Paseando por la beta de The Division

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s